¿Cuál es la diferencia entre el elefante, la pulga e internet?

¿SABES COMO SE AMAESTRA UNA PULGA?

Se la coloca en un recipiente transparente, como un tarro de conservas, o un vaso, y se tapa la parte superior con un cristal.

Como es lógico, la Pulga salta con todas sus fuerzas intentando escapar, pero al saltar se pega contra el cristal transparente, y se hace daño. Así que poco a poco va “aprendiendo” que sus
esfuerzos son inútiles y que con cada intento se hace daño. Así que deja de saltar alto y comienza a dar saltos cada vez más pequeños. Al cabo de una semana de amaestramiento, su mayor salto será de solo 5 centímetros, y ya nunca saltara más alto.

No importa que retires el cristal, o incluso que la saques de su tarro, porque ese insecto que es la pulga, capaz de saltar normalmente hasta 1,68 metros, saltara solo 5 centímetros.

¿Es que Acaso le pasa algo en las Patas?

No, el problema es que ha “Aprendido” que la “Vida es dura”, y que si intentas saltar Muy Alto, te haces Daño.

¿Te suena eso de algo?

La vida es dura para muchos, mientras que algunos pueden correr libres desde jóvenes, a otros la vida les encierra en un tarro de desgracias y les tapa con un techo de fracasos. Muchas vidas se
ven limitadas por la situación socioeconómica de su país, y eso les limita a lo que pueden alcanzar en la vida.

¿Cómo está la economía en tu país?

¿Hay bonanza o…?

Son muchos los que viven mal por culpa de la situación económica de su país….
… y que les pasa como a las pulgas amaestradas, que cuando les sacan de su tarro, ya no se atreven a saltar más alto.

Una pulga amaestrada, sigue pudiendo saltar 168 centímetros, posee la capacidad para hacerlo en los músculos de sus patas, pero no se atreve porque ha aprendido que intentarlo es igual
a fracasar, a hacerse daño… porque ha estado mucho tiempo metida en un tarro de cristal.

De la misma manera todos tenemos la capacidad para triunfar, para ganar $5.000 USA al mes O mucho más! Pero a algunos los han mentido en un “tarro de cristal” que les impedía triunfar, que
les frenaba y hacia que fracasasen cada vez que lo intentaban, haciéndose daño. Llámalo País, crisis, situación personal, llámalo como quieras. Los casos son muchos y seguramente tú conoces alguno.

Sin embargo, nosotros NO somos pulgas, somos Seres Humanos, Personas, y tenemos el Derecho del Libre Albedrio, nosotros sabemos mirar alrededor nuestro con Lógica y saber cuándo nos ha retirado el Frasco, cuando podemos dejar de saltar pequeño y podemos tomar fuerzas para saltar muy alto, a plena potencia.

¿Cómo saberlo? Por ejemplo, en el caso de que alguien estuviese en dificultades económicas debido a la crisis de su país, ahora ese tarro ya no existe, ya nada lo limita. ¿Porque? Porque AHORA ESTA EN INTERNET, y en Internet no hay fronteras.

¿Qué te importa la crisis de un país, cuando puedes trabajar en todos los países del mundo desde el salón de tu casa?

Cuando alguien está en Internet, y posee el negocio adecuado, se encuentra fuera de su tarro de cristal, TIENE TODO EL PLANETA A SU ALCANCE, deja de estar limitado para pasar a poder desarrollar todo su potencial y poder saltar hasta lo más alto.

¿SABES COMO SE AMAESTRA UN ELEFANTE?

Cuando es joven y débil, se le ata una pata con una fuerte cuerda a un gran árbol. Como el árbol es más fuerte que el pequeño elefante, este tira y tira intentando liberarse, pero como es pequeño, no puede, y se acaba agotando, se frustra, y aprende a no tirar porque le es
totalmente inútil.

Después, cuando es mayor, basta con atar la pata trasera del Elefante a una simple silla, y el Elefante se quedara quieto, sin moverse, porque ha aprendido que cualquier esfuerzo es inútil.

¿Acaso un Gran Elefante no es capaz de mover una Pequeña Silla?

¡Claro que sí!

¡Y mucho, MUCHO MÁS!

¡Hasta un Árbol de varias Toneladas si le da la gana!

Sin embargo se rinde antes de intentarlo porque ha “aprendido” que
la vida es dura y que cuando te atan la pata trasera, de nada sirve
intentarlo porque no se consigue.

Y sin embargo el Elefante posee la CAPACIDAD para mover la silla y SER LIBRE para ir a donde quiera… pero prefiere rendirse antes de  intentarlo y se queda atado como un esclavo, a una simple silla.

¿A QUE TE SUENA ESO?

A muchas personas su Padres, sus amigos, o la misma sociedad, le ata a la Miseria cuando son jóvenes. Le convencen de que “la vida es dura”, de que él no puede alcanzar la riqueza, así que
cuando es joven, débil e inexperto, quizás lo intente, pero se encuentra atado a algo superior a sus capacidades, por lo que por mucho que lo intenta, nunca consigue nada.

Sin embargo más tarde se hace adulto, posee las plenas capacidades de una persona adulta, Sabe dónde Adquirir la Oportunidad y la Experiencia que necesita para Triunfar y por ello tiene la CAPACIDAD para alcanzar el éxito, porque todos la llevamos dentro. De igual forma que todo Elefante, por débil que sea, siempre podrá mover una silla.

De igual manera muchos son los que están atados con una cuerda a una silla, a un simple PREJUICIO, el de que “la vida es dura” y de que ellos nunca conseguirán triunfar.

Igual que si el Elefante intentase moverse, se vería ¡Libre No tiene ni que hacer fuerza! ¡Solo tiene que Moverse! ¡QUE PONERSE EN ACCION! Porque con solo mover su pata, ya moverá la silla.

SI TU TE PONES EN ACCION, TRIUNFARAS.

¡Simplemente haciéndolo! Porque tienes la CAPACIDAD para conseguirlo.

¡Los prejuicios son muy perjudiciales Sobre todo si nos atañen a nosotros mismos!

Muchas personas creen que no se pueden ganar $ 5.000 U$A trabajando desde casa con solo unas pocas horas de trabajo diario.

¿Por qué lo creen así? Porque sus padres, o la sociedad, les han inculcado que solo por medio del sudor de nuestra frente podremos ganar mucho dinero. Sin embargo, la cantidad de trabajo no está
relacionada en absoluto con los ingresos. ¿Crees que me equivoco?

Mira a un Peón, se levanta a las 6:00 de la Madrugada y se marcha a trabajar. Se pasa todo el día cavando una zanja y cargando ladrillos de un lado a otro. Quizás trabaja hasta 14 horas al día ¡Puede que más! Cuando llega a casa por la noche, está agotado de tanto trabajar y no es capaz de hacer otra cosa que acostarse y dormir para repetir su agotadora rutina al día siguiente.

Sin embargo, estarás conmigo en que NO es el peón el que más gana. El que más dinero gana es el Empresario.

El Empresario típicamente solo trabaja unas pocas horas por la mañana. Llega no a las 6:00 de la madrugada, sino quizás a las diez, o a las 11:00.

Mira como marcha el negocio, realiza cuatro consultas a aquellos en quien ha delegado la marcha del negocio (capataces, directivos, etc.) y después de dar algunas ordenes (por decir que hace algo) se va a casa a disfrutar de su familia, o a jugar al golf, o a hacer todo aquello que desee hacer.

Sabes que esto siempre ha sido así. Como ves NO es la CANTIDAD de trabajo lo que cuenta, sino la INTELIGENCIA con el que este se haga. Es la “Técnica”, el “Conocimiento” de como se hace ese trabajo.

Porque el que más gana, es el que trabaja de una forma más inteligente, sabia y productiva.

A ser un buen Empresario, se aprende. Igual que a Triunfar por Internet.

Edson Soterio
Consultor online y Experto En Redes Sociales (http://generadordetraficoviral.com/links/19586)

 

Elefante y pulga

Los doce legados de Steve Jobs

El modo de afrontar la vida y de trabajar definen a cada persona. A menudo nos dejamos llevar por la vorágine diaria y no somos conscientes de que podemos cambiar nuestra trayectoria. La filosofía y modo de actuación del creador de Apple le brinda las pautas para tomar las riendas de su vida.

[foto de la noticia]

A partir de las doce máximas que resumen la filosofía y sabiduría empresarial de Steve Jobs, extraídas de sus propias palabras, Mario Escobar, analiza en su libro, Los doce legados de Steve Jobs cómo ejerció ese liderazgo y cuáles fueron los secretos que le llevaron a convertirse en uno de los empresarios más admirados. Para Escobar, estas claves son más que simples consejos. Son una guía para la vida y un modelo para enfrentarse a las situaciones difíciles, a las crisis personales y profesionales, y una ayuda para reinventarnos como personas. Estos son algunos de ellos:

Haz lo que te apasiona Parte de su discurso en la Universidad de Standford se ha convertido en la defensa de poner el corazón en todo aquello que haces. “La única forma de hacer bien tu trabajo es amando lo que haces. Si todavía no lo has encontrado, sigue buscando, no desesperes. Con el amor, sabrás cuándo lo has encontrado”.

Investiga y observa a tu alrededor A veces estamos tan preocupados por lo que nos sucede que se nos escapa lo que tenemos más cerca. Mira cómo lo hacen otros, aprende con humildad de sus aciertos y sus errores. No te creas superior a nadie, pero sé el mejor en todo lo que emprendas.

Seduce a los que te rodean Cautiva a los que te rodean con tu personalidad, pero no dándote más importancia de la que tienes, sino teniendo un sincero interés por el otro. Hay que ser cercano para ayudar al “caído”, pero también lejano para que nos vea en nuestra verdadera dimensión. La clave es atraer a los demás con los lazos de la convicción y el ejemplo.

Arriésgate la vida es riesgo y sin él no merece la pena existir. Haz lo que otros sueñan, convierte tus ideas en realidad y disfruta en el proceso.

Comienza en pequeño, piensa en grande no te preocupes de demasiadas cosas a la vez. Toma un puñado de objetivos simples y luego ve progresando hacia otros más complejos. No pienses sólo en el mañana, sino también en el futuro.

Tu momento es ahora La capacidad de acabar las cosas que tenemos es infinita. No podemos esperar vientos favorables, situaciones ideales o apoyos inmediatos. Comienza hoy.

Estad hambrientos, sed alocados Toda la filosofía de Steve Jobs se resume en estas dos frases. Sus principios fundamentales y el enfoque de su negocio están en ellas.

Expansion.com